Connect with us

Hi, what are you looking for?

Internacional

Las críticas de los argentinos que estudian en Harvard al fallo de la Corte de EE.UU.

“Pone fin a la diversidad de conocimiento”, dijeron los alumnos tras el fin de la “discriminación positiva”. El mensaje de Harvard después del fallo.

La Corte Suprema de Estados Unidos sentenció que tanto en los colegios, como en las universidades ya no podrán tener en cuenta el color de piel u el origen nacional como base específica para conceder una admisión, es decir, anula una decisión histórica que ha beneficiado hace muchos años a estudiantes, entre ellos, latinos en la educación superior. Tras esta decisión, los argentinos que lograron estudiar en Harvard cuestionaron duramente el fallo que “pone fin a la diversidad de conocimiento”.

Este jueves los magistrados sostuvieron que los programas de admisión en Harvard y la Universidad de Carolina del Norte violaban la Ley de Derechos Civiles, que prohíbe la discriminación por raza, color de pie u origen nacional. Esta acción era legislada desde la década de los 60 y era vista como una medida que promovía la diversidad.

Qué dicen los argentinos que estudiaron en Harvard

Tras sus pasos por las aulas de nuestro país, muchos argentinos decidieron ampliar sus conocimientos en el exterior. Joaquin Tomé es uno de ellos. Con su titulo de Ciencia Políticas de la Universidad Católica Argentina, a través de la Beca Fulbright estudió durante el 2021 y 2022 la maestría en Planificación Urbana en Harvard, allí presidió la Asociación de Estudiantes Argentinos en Harvard.

“La ‘discriminación positiva’ favorecía a muchas minorías, no solo latinoamericanas, y consistía en enriquecer una conversación global con las trayectorias y con los problemas sociales que cada uno traía consigo”, consideró y señaló que “los efectos que va a tener a futuro son menos diversidad de voces y expresiones”.

Joaquín Tomé presidió la Asociación de Estudiantes Argentinos en Harvard.Joaquín Tomé presidió la Asociación de Estudiantes Argentinos en Harvard.

Para Tomé esta decisión “podría provocar que las universidades se vuelvan conservadoras y orientadas a buscar soluciones para los países desarrollados, sin contemplar a los países en vías de desarrollo o subdesarrollados”.

“Tenés que ser un miembro distinguido de tu comunidad para acceder. Si a todo esto le sumamos que tenes que competir con sistemas muy diferentes de educación, creo que disminuye o perjudica la conversación en pos de favorecerla”, agregó Tomé intentando ejemplificar los obstáculos.

Juan Ignacio Carranza es abogado recibido de la Universidad de Buenos Aires, postuló a la beca Mason Fellow para estudiar la Maestría en Administración Pública en Harvard. Sobre la problemática consideró que esta situación “representa un gran retroceso y va en contra de la diversidad”.

Para Juan Ignacio Carranza (izquierda), la medida significa "un gran retroceso".Para Juan Ignacio Carranza (izquierda), la medida significa “un gran retroceso”.

“Yo cuando apliqué no competía con el estudiante estadounidense o europeo, sino que con otros argentinos y latinoamericanos que estábamos en igualdad de condiciones a nivel desarrollo. Si no se pondera esa diversidad, un estudiante argentino puede verse perjudicado por esto, porque el valor agregado que damos en Harvard tiene que ver con traer la experiencia de nuestros países”, explicó.

“Si bien es difícil predecir cuánto afectará este fallo a posibles alumnos argentinos en Harvard, algo muy probable es que aquellos que entren tendrán una experiencia menos enriquecedora por la falta de diversidad”, concluyó.

La Universidad de Harvard envió un email a los estudiantes donde afirman que cumplirán con la decision de la Corte. Sin embargo, advirtieron: “Escribimos hoy para reafirmar que el principio fundamental de que la enseñanza, el aprendizaje y la investigación, dependen de una comunidad compuesta por personas de muchos orígenes, perspectivas y experiencias vividas. Ese principio, es tan verdadero e importante hoy como lo fue ayer”.

En lo que puede leerse como una crítica al fallo de la Corte, el mensaje continúa: “Para preparar líderes para un mundo complejo, Harvard debe admitir y educar a un cuerpo estudiantil cuyos miembros reflejen y hayan vivido múltiples facetas de la experiencia humana”, sentenció con la firma de su presidente, Lawrence S. Bacow, quien será sucedido en unos meses por la primera presidenta negra, Claudine Gay.

Contáctese con la Producción de Catamarca Play 383 4 351218

También le puede interesar